Es mejor Láser o Fotodepilación?. Por qué son necesarias varias sesiones?.

Publicado en: Sin categorizar | 0

La eliminación definitiva del pelo se ha convertido en uno de los tratamientos más solicitados por personas que buscan evitar tener que depilarse crónicamente. Términos como láser, IPL o fotodepilación son utilizados de forma confusa, y las personas no saben exactamente qué opción escoger. Además, una pregunta frecuente que nos hacen nuestros pacientes es por qué han de hacer varias sesiones de depilación para conseguir el resultado.

 

Es mejor Láser o Fotodepilación?.

La Fotodepilación es el uso de fuentes de luz para depilar. Las dos fuentes de luz que se utilizan habitualmente son:

  1. Luz intensa pulsada o IPL (Intense Pulsed Light): el IPL es lo que popularmente se conoce como fotodepilación.
  2. Láser Dermatológico: el Láser también es un forma de fotodepilación, ya que utiliza ondas electromagnéticas.

La respuesta es que depende. Hay muy buenas máquinas de IPL, y muy buenas máquinas Láser. Un buen IPL es mejor que un láser regular, y viceversa. Para el usuario no profesional es muy difícil distinguir entre las diferentes alternativas. Por lo tanto, la persona que quiera depilarse mas que decidirse por una o por otra, deberá guiarse por la reputación del centro donde vaya a realizar el tratamiento.

Por qué son necesarias varias sesiones de Fotodepilación?.

Ya hemos aclarado el concepto erróneo que dice que el láser no es fotodepilación, y las explicaciones dadas a partir de ahora valen para los dos tipos de Fotodepilación.

Las fases que componen el ciclo piloso son: Anágeno, Catágeno y Telógeno.

    • Anágeno. Es la fase de crecimiento del pelo.
    • Catágeno y Telógeno. Es la fase de regresión y reposo en la que se detiene la división celular, y el folículo se encoge para acabar cayendo. El ciclo se repite una y otra vez a lo largo de la vida.

En la fase de anágeno el pelo es más grueso, contiene una mayor concentración de pigmento y se encuentra unido a la papila dérmica. La papila dérmica se considera la región a partir de la cual se forma el pelo. Además es la responsable del crecimiento del pelo. Por lo tanto, es la fase en que el pelo es potencialmente eliminable por fotodepilación. En la fase de anágeno el haz de luz sería muy bien absorbido por el pelo que haría de medio conductor hasta la papila dérmica. Esta quedaría destruida por efecto térmico, impidiendo el crecimiento de un nuevo pelo.

Por lo tanto, en cada sesión de fotodepilación como máximo podemos eliminar de forma definitiva el porcentaje de pelos que están en la fase de anágeno (aunque unos días después de cada sesión de depilación pueden llegar a caer todos los pelos, la única caída definitiva es de los que están en la fase de anágeno). El porcentaje de pelos en fase anágeno es variable dependiendo de la zona del cuerpo que estemos depilando, pero oscila alrededor del 25%. Es decir, que en el mejor de los casos la situación sería la siguiente. Si tengo 100 pelos, en la primera sesión eliminamos 25 y quedan 75. En la segunda sesión eliminamos 18.75 (el 25% de 75), y quedan 56.25. Si hiciéramos 6 sesiones, quedarían 17.79 pelos, y la percepción sería de que casi se ha eliminado todo el pelo.

 

Dr. David Romero Riu

Dr. Esteve Darwich Soliva

Yulia Bolshakova (técnico estético)

Stela Marincea (técnico estético)

932124299

epidermos@epidermos.com

Epidermos BCN